SPD, la mejora en la adherencia terapéutica en el entorno rural

mejora adherencia terapeutica

Colaboración entre la Diputación Provincial de Soria y el Colegio Oficial de Farmacéuticos de Soria, una iniciativa con la que, en los últimos años, se han reducido hasta en un 80% los ingresos hospitalarios.

 

El Colegio Oficial de Farmacéuticos de Soria apuesta, especialmente durante los últimos años, por una farmacia de Servicios Asistenciales, poniendo el foco en la adherencia terapéutica.

Soria es una provincia eminentemente rural, con un 53% de sus farmacias situadas en poblaciones de menos de 800 habitantes. En estos pequeños municipios encontramos una población altamente envejecida, con gran número de pacientes crónicos complejos y muy polimedicados que, con mucha frecuencia, no disponen de un correcto acompañamiento familiar y su adherencia a las terapias no es óptima.

Ante esta problemática y poniendo en valor el papel fundamental que el farmacéutico rural desempeña, no solo en el ámbito sanitario, sino también como agente social, se comenzó a diseñar en el año 2015 un proyecto de implantación del Servicio de Adherencia Terapéutica a pacientes dependientes del medio rural, centrado en la elaboración de SPDs a aquellas personas con mayores dificultades en cuanto a la toma de su medicación.

En el año 2018 por fin se materializó el proyecto, gracias a un convenio de colaboración con la Diputación Provincial de Soria, y se ha ido renovando anualmente tras el análisis de los resultados obtenidos.

Actualmente, participan en el proyecto 24 de las 49 farmacias de la provincia, que han prestado el servicio a 80, 51 y 55 pacientes durante los años 2018, 2019 y 2020 respectivamente. Durante este año 2021, la previsión es llegar a realizar SPDs a 80 pacientes.

Cabe destacar que la media de edad de los pacientes beneficiarios es de 80 años y que, en el 52% de los casos, tienen reconocido un grado de dependencia y/o discapacidad. Además, más del 70% no tienen un correcto acompañamiento familiar y un 37,25% viven en localidades que no tiene oficina de farmacia ni botiquín farmacéutico, donde el médico pasa consulta 3 días a la semana o menos. La media de medicamentos por paciente supera los 13 fármacos.

En este escenario, la percepción de la utilidad del proyecto es enorme para todos los agentes implicados, desde las farmacias participantes y los pacientes beneficiarios hasta el personal médico y los agentes sociales que, en muchos casos, son los que derivan a los pacientes a las farmacias para su inclusión.

 

Durante el primer año de prestación del servicio, se observó un descenso del 80% de los ingresos hospitalarios, duplicando los pacientes con un conocimiento óptimo de su tratamiento y triplicando el grado de adherencia a los mismos, resultados que han ido reproduciéndose año tras año con cifras similares.

 

Los pacientes perciben un acompañamiento profesional más continuado, aumentando su seguridad y optimizando el uso de su medicación. Este soporte adicional puede ser el determinante para evitar la institucionalización de los pacientes, por lo que se puede considerar que la farmacia contribuye así a la fijación de población y trabaja en la lucha por el gran problema de la despoblación que sufren las zonas rurales.

Como farmacéuticos comunitarios, tenemos una gran responsabilidad desde nuestro puesto de trabajo. Somos el profesional sanitario más cercano y accesible para el paciente y, por competencias y funciones, tenemos un papel relevante en el ciclo asistencial, pudiendo influir directamente en la percepción, conocimientos y habilidades de los pacientes con respecto a sus patologías y tratamiento.

Tener un protocolo de trabajo y planes de actuación definidos para la elaboración de los SPDs, facilita en gran medida su aplicación e incorporación de esta forma de trabajar en la práctica habitual de nuestras farmacias, ayudando en la detección, valoración y seguimiento de pacientes con problemas de cumplimiento terapéutico.

El medicamento menos eficaz es aquel que no se toma, y solo un paciente implicado y bien informado será aquel que tome la medicación prescrita en la dosis, en el momento y del modo correcto. Por ello, el trabajo del Farmacéutico para que el paciente se haga consciente de su enfermedad y de la importancia de cumplir su tratamiento, es fundamental. En este sentido, es esencial utilizar todos los recursos que tengamos a nuestra disposición, como son los Sistemas Personalizados de Dosificación (SPDs) y potenciar una relación de confianza entre el paciente y el farmacéutico.

Siendo el presente el cuarto año consecutivo de renovación del convenio (en la foto vemos el momento de la firma), desde el COF de Soria queremos agradecer, tanto a la Diputación Provincial de Soria como a Venalink, su apuesta por la labor asistencial de la Farmacia al apoyar un proyecto de estas características, que ha obtenido una valoración de 9 sobre 10 en una encuesta de satisfacción realizada entre los pacientes beneficiarios.

mejora adherencia terapeutica

Por último, y no menos importante, compartimos algunos de los testimonios de los farmacéuticos participantes en relación con la mejoría de sus pacientes tras la elaboración del SPD:

«Este proyecto es totalmente indispensable, sobre todo en pacientes con Parkinson, puesto que, además del número tan elevado de pastillas, tienen que realizar del orden de unas 6 tomas diarias (desayuno, almuerzo, comida, merienda, cena y antes de acostarse), lo que se hace realmente difícil de coordinar para un paciente de esta enfermedad».

Carlos Lacárcel, Farmacéutico en Berlanga de Duero.

“Paca toma clopidogrel para el tratamiento de su patología cardíaca. La tomaba cuando le apetecía, no llegando a sacar del médico las recetas visadas que le correspondían durante ese año, puesto que muchos días no tomaba la medicación. Además, Gloria ha tenido un cambio constante de medicación, por lo que le resultaba realmente difícil memorizar las tomas. Desde su entrada en el proyecto, no ha vuelto a tener recaídas de la patología cardíaca ni ingresos”.

Ainhoa Esteban, Farmacéutica en Recuerda.

“Juanita es nueva en el proyecto y es polimedicada. Vive con su hijo, quien no se hacía para nada cargo de la medicación de su madre y tenía constantes recaídas e ingresos. Gracias a la preparación del SPD, no empeora en la enfermedad y no tiene recaídas, puesto que lleva un exhaustivo control en la medicación. Todas las semanas recogen su libreta nueva de SPD y devuelven la vieja con todas las tomas realizadas”.

Mª Jesús Benito, Farmacéutica en Abejar.

Estos testimonios no hacen más que confirmar el rotundo éxito que está teniendo esta iniciativa en el entorno rural. Gracias de nuevo a Venalink por su colaboración e implicación en el proyecto.

Sandra Ballester de Pedro, Secretaria Técnica del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Soria

Deje un comentario

La actualidad acerca del SPD

Aquí podrá leer las últimas noticias sobre el SPD en España. Novedades, normativas, procesos, innovaciones, historias de éxito y mucho más. Todo sobre los sistemas de personalización de medicamentos.

Posts recientes

Segunda ola de COVID: Aprendamos de la primera para implementar mejor el servicio SPD
5 noviembre, 2020
Venalink Conect@
21 julio, 2020
liderazgo farmaceutico covid-19
Liderazgo farmacéutico en tiempos del Covid-19
22 junio, 2020